Cine25 Red Social Cine

Películas

Filtrar por:

Fast & Furious 7 (A todo gas 7)

Una película de James Wan , 2015
3.24 sobre 5
17 votos
0 vistas
0 favoritos

Reseñas y críticas

sulero

Tick Tick Tick Tick BOOOM! 3333

Después de la pasada temporada de los Oscars, uno echa de menos un buen blockbuster divertido y frenético, y si algo es la renovada saga de Fast and Furious, es precisamente una orgía de destrucción desenfrenada de las que te hacen agarrarte a la butaca para controlar que no te levantes y aplaudas en cada escena de acción.

En este séptima parte, siguiendo la tradición impuesta por la quinta parte de \"vamos a ver que podemos hacer con los coches que no hayamos hecho antes\", nos trae otro combo adrenalitico acompañado esta vez del señor Statham en calidad de villano \"fucker\" dándonos algunos momentos en la pelicula, aunque por desgracia son muy pocos.

Si tuviese que calificar esta séptima parte estaría un poco por debajo de la sexta. La falta de the Rock en casi todo el metraje y algún momento excesivamente ñoño, hacen que el ritmo sufre de algunos pequeños bajones que por suerte no edulcoran el paquete bomba que es esta saga. Cada vez más y más grande y esperemos que sigan asi durante unos cuantos años por el bien del espectador que solo busca pasárselo bien en el cine y sentir adrenalina pura.

2º visionado: Si bien es cierto que la recordaba como el pequeño traspiés de la saga, al ser de calidad inferior a la quinta y sexta parte, mantengo su posición por debajo, pero sin embargo no se me ha hecho tan sufrida la ausencia del personaje de “The Rock”. Mantengo que me sigue sobrando el sentimentalismo que Diesel impregna siempre en cada entrega, pero sigue siendo un gozo ver escenas de acción de 20 minutos de duración, frenéticas y muy salvajes. Un disfrute previo a la que octava parte que analizare en breves minutos aquí, en cine25.

CharlyBarny

RAPIDOS Y FURIOSOS 7 de James Wan 222

"No importa dónde estés... a medio kilómetro de distancia o al otro lado del mundo, siempre estarás conmigo y siempre serás mi hermano."- Toretto (Vin Diesel)

Después de la muerte del actor Paul Walker, acaecida en noviembre de 2013,en pleno rodaje del 7mo capítulo de esta serie, muchos fans temieron por la suerte de la película y de la saga. Pero como en el mundo del espectáculo, "the show must go on", a las tragedias hay que oponerse con fortalezas y salir de ellas con voluntad de hierro, y eso es lo que se propusieron lo responsables de la saga y por eso estamos ahora aquí comentando esta película.

La tarea no era fácil. Con Walker muerto y algunas escenas sin filmar, queda claro después de ver la película, que la decisión fue eliminar escenas dramáticas donde podría haber tenido participación el actor fallecido e ir directamente a reforzar la acción donde los dobles y los efectos especiales pueden hacer que la ausencia del actor no se notara. También se decidió que el lanzamiento del nuevo capítulo fuera en 3D. Esto es una decisión visualmente importante porque saca al primer plano de la escena para darle más profundidad de campo a la pantalla. Ello hace menos importante la participación actoral. En consecuencia, la película tornó en un film de pura de acción y facilitó la irreemplazable participación de Walker.

Es posible, no obstante, que estas decisiones, si bien salvaron la película, la desvirtuaron en lo dramático. Porque si Rápido y Furioso llegó a una 7ma parte fue justamente por diferenciarse de las películas de acción plenas dado que, ante todo, se nutria en las viejas películas de carreras de auto clandestinas de la década del 50 y del 60, e incluso abrevaba en films tan dispares como "Rebelde sin Causa" y "Vanishing Point", donde los personajes exteriorizaban toda su rebeldía contra el sistema corriendo autos en las típicas picadas de la costa californiana o el desierto de Sonora.

Salvo la escena inicial, en esta 7ma entrega, no queda nada de ello. Las carreras de auto y la rebeldía juvenil se dejan de lado para que nuestros héroes pasen a ser superhéroes totalmente integrados al sistema al servicio de algo asi como una Agencia de Inteligencia tipo la CIA. Y la incongruencia llega aún más lejos, cuando en la 2da escena, el nuevo malo de la película, Deckard Shaw ( el inglés Jason Statham), aparece en busca de una venganza personal contra el héroe Dom Toretto (Vin Diesel), y lo hace impulsado por el odio que le genera que Toretto le haya pegado una paliza a su hermano que lo ha enviado a un hospital en un coma profundo.

Esta contradicción de la película, ello es narrar una vertiginosa búsqueda donde todos los personajes recorren desde Los Ángeles hasta los Cáucasos, y de allí a Abu Dahbi para volver a L.A. en busca de un sistema de computación llamado "Ojo de Dios", capaz de rastrear a cualquier cosa en cualquier lugar del mundo (lo cual nos instala ante el definitivo fin de la intimidad), dejando de lado el tema principal de la película que es la tremenda venganza que guía a Shaw contra Toretto, tornando al film en un mero pasatiempo de más de 2 horas, a pesar que en todo momento Shaw y Toretto estén en bandos opuestos y se la tengan jurada.

Lo lamentable es que en esta entrega se ha debilitado la columna emocional que sostenía esas inquebrantables pasiones de los personajes. Toretto ha generado de la amistad una unión familiar, y si en esta última, la venganza de Shaw esta propulsada por el odio que le genera la paliza que Toretto le propinó a su hermano, podemos pensar que las fuerzas de las pasiones siempre han inspirado a los protagonistas. Pero en esta última entrega, esas pasiones son dejadas de lado porque Toretto, aunque animado por la pasión, acuerda con un tal Mr. Nobody (Kurt Russell) una mutua ayuda para cazar a Shaw pero poniendo como principal objetivo encontrar antes un "pen drive" que poco tiene que ver con los intereses de los protagonistas y que sin embargo llevan a la cuasi destrucción de la ciudad de Los Ángeles, y lo que es peor, la mayor parte del metraje.

Muchos me dirán que Fast and Furious 7 es un simple film de acción y no hay porque buscarle segundas lecturas, pero en realidad, la importancia que Toretto le da a esa familia disfuncional que crea a partir de la amistad es la contracara del odio que hacia él siente Deckard Shaw. La necesidad de Deckard de vengar a su hermano no es más que un espejo deformante de esa unión familiar que tan cara es a las pretensiones de Toretto, que por otra parte se está transformando a si mismo en una especie de "padrino" al mejor estilo italiano. Ese es el verdadero núcleo del film y ese enfrentamiento es la sustancia dramática que sostiene toda la película que lamentablemente el director James Wan ignora o pasa a un lejano segundo plano de interés.

No obstante, en el final, el lirismo se apodera del film. Sabiendo que Paul Walker ya no estará más con nosotros, su personaje, Brian O´Conner decidirá dejar definitivamente la acción para dedicarse a la familia y un hijo que viene en camino. Dos autos iniciarán un último "rush" y sabremos que su destino se separará literalmente del destino de Toretto, cuando después de una curva, cada cual encare hacia una dirección diferente. Habrá Rápidos y Furiosos 8 ?

BellaBlack

¡Espectacular! 55555

Una pasada de película como lo son para mi casi todas las de la saga. Una historia genial. Unos toques de humor estupendos (¡Ese Roman!). Efectos especiales bestias (si, puede que a ratos pienses que hasta se han pasado un poco pero no deja de ser genial) una música pegadiza de la que te da ganas de bailotear en el asiento. Acción, vestidos alucinantes, coches increíbles y un hermoso homenaje a Paul.

¡Anarquía al celofán!

- La ciencia del sueño

Síguenos en

Pasión por el Cine

Nuestra red social ayuda a compartir y divulgar las opiniones de cinéfilos de todo el mundo. Empieza una nueva vida cinéfila entre nosotros... y que empiece la función.

Las imágenes, marcas, productos, logotipos o frases comerciales que aparecen en Cine25.com son copyright de sus respectivos propietarios.

Cine25.com es un proyecto de inspiroh.com